Comercio Exterior Mejor empezar por casa


Por la pérdida de competitividad en otros continentes y el crecimiento de las economías regionales, las mejores oportunidades para ganar mercados siguen concentradas en América latina. Por qué Brasil, México, Colombia y Panamá encabezan las apuestas para las 11.200 pymes exportadoras de la región.

Las exportaciones argentinas en 2012, que decrecieron un 3% en relación al año anterior, llegaron a u$s 81.205 millones, consigna un informe de la consultora Desarrollo de Negocios Internacionales (DNI). Los seis países con mayor incremento para los despachos medidos en dólares (valores absolutos) fueron Brasil, China, Canadá, Venezuela, Colombia y Perú. Y la suba de las ventas a la tierra carioca para el último trienio representa el 17% del alza del comercio. Con todo, se desprenden cuatro fenómenos: la Argentina tiene mayor competitividad en su propio hemisferio; la región ganó protagonismo en las relaciones económicas internacionales; nuestro país no logró la permeabilidad comercial en destinos más alejados; y existe un movimiento “intra americano”, en tanto los Estados Unidos no crece en la misma medida que otros países de la región, señala el estudio de DNI. Pero, ¿las oportunidades se replican para las pymes? ¿Qué mercados se deben mirar? ¿Qué rubros presentan mayor potencial?
Ante todo, de lo macro a lo micro. En términos de cantidad, las pymes tienen gran incidencia sobre el total de las firmas exportadoras, aunque muestran un aporte acotado al valor enviado, de apenas 5,1% del monto de las ventas externas. De las 12.500 empresas exportadoras, unas 11.200 son pymes. De los envíos, el 65% del valor generado corresponde a América latina. Hay sectores que, tradicionalmente, fueron exitosos para exportar: software, a través del desarrollo de videojuegos o de herramientas de soporte; farmacéutica, con buena llegada a los mercados emergentes; y agroganadería, resalta José Segura, socio de PwC Argentina. En su estructura, las manufacturas de origen industrial (MOI) y agropecuario (MOA) tienen mayor incidencia. Para las micro empresas, las MOI representan el 88% de los despachos y el valor agregado de los envíos es mayor que el de los grandes operadores, sostiene un informe de abeceb.com. Marcelo Elizondo, director General de DNI, completa: “El conjunto de máquinas y aparatos es el rubro más competitivo”. Y Mauricio Claveri, economista de abeceb.com y coordinador de Comercio Exterior, asiente. “Es un sector donde las pymes están concentradas en rubros de más valor agregado”, explica, aunque advierte que, en tanto persista un escenario donde los costos se incrementen, es difícil competir con mercados como los asiáticos.
“El problema que atraviesan las pymes son los costos crecientes, tanto impositivos como de materia prima y mano de obra, que les restan competitividad. El tipo de cambio, bastante retrasado, ya no es tan favorable”, observa Daniel Ripari, gerente de Análisis Competitivo de la consultora Claves. En línea, Daniel Lucich, responsable de Comercio Exterior de la cosmética Laca, agrega: “Estar sujetos al dólar limita las decisiones. La inflación no es una buena variante en estos tiempos”. Por eso, la firma, que facturó u$s 400.000 en 2012 por exportaciones, prefiere centrarse en el plano regional y planea, para este año, su ingreso a Colombia y a Perú. Ya está en Uruguay, Chile, Bolivia, Chipre, Ecuador, México y Paraguay.
Biferdil, la empresa de cosmética capilar que emplea a 200 personas y que exporta el 10% de su producción, principalmente, a países como Emiratos Árabes, Egipto y Polonia (ver recuadro) debe hacer frente al tema costos. “Nos cuesta desarrollar en el exterior por tema inflacionario. Tengo contactos en Costa Rica, Nicaragua y República Dominicana. Pero mando la lista de precios hoy y, hasta que hacen los certificados de salud y se validan, pasan 120 días. Y acá los precios ya cambiaron. Estamos luchando a qué precios vendemos”, explica Adrián Iglesias, responsable de Comercio Exterior. De momento, el ejecutivo cuenta que pacta listas de precios trimestrales y que le es imposible planificar a 12 meses. Y espera, a mediados de año, poder ingresar a Brasil, la niña bonita de la región. Allí, los sectores más competitivos, hasta ahora, fueron químicos, plásticos, caucho, metalmecánica y siderurgia.
Para hacer frente a la suba de precios, Claus Noceti, gerente Senior de Comercio Exterior de PwC, sugiere que la clave está en agregar valor a la cadena. Y el sector alimentos, así como el farmacéutico, seguirá estando entre los más demandados. Oscar Tantucci, presidente de la consultora All Trade Food, ejemplifica: “Brasil pide ajos y cebollas porque el sur del país, que antes los cultivaba, ahora planta soja. En Venezuela hay fuertes posibilidades de exportar mezclas proteicas para ganadería y también compran pasas de uva, entre otros”.
Para 2050, según un estudio de PwC, China será la primera economía mundial y quintuplicará su PBI per cápita por paridad de poder adquisitivo. “El crecimiento tracciona la economía global, generando un círculo virtuoso entre las economías regionales”, agrega Noceti. Oriente requerirá mayores materias primas y necesitará poner en producción nuevas áreas del globo.
Pero llegar a China no es sencillo (aunque no por ello imposible) para una pyme: se requiere un alto volumen de producción para satisfacer la demanda de un mercado de 1.300 millones de personas y los costos de logística son elevados, frente a los precios y cantidades que requiere un vecino regional. Por esta razón, además de la facilidad idiomática y los factores culturales, todos los caminos conducen a América latina.

Bajo la lupa
Antes de lanzarse a un mercado, desde abeceb.com recomiendan: observar la capacidad de consumo y tamaño del potencial mercado; analizar la competencia así como los derechos arancelarios que se deberían enfrentar, los acuerdos de libre comercio y preferencias comerciales que el país de destino haya firmado con otros socios; comparar qué tipo de exigencias burocráticas o de requisitos específicos puede tener; así como algo tan esencial como evaluar las perspectivas de crecimiento del país.
De la región, según PwC, para 2030, Brasil y México duplicarán su PBI per cápita por capacidad de compra y estarán entre las principales 10 economías del mundo (en el 6° y 8° lugar, respectivamente). Pero también casos como Perú y Colombia tienen buenas proyecciones, coinciden los especialistas del sector. “Incluso Costa Rica, por su buena estructura socioeconómica, altos niveles de alfabetismo y desarrollo; o Panamá, cuyo sistema fiscal es altamente favorable”, explica Segura.
En línea, un informe de DNI destaca a 47 países cuyo PBI, en el bienio seguido al estallido de la crisis financiera internacional, creció más del 6%. Entre ellos, Chile (6%), Panamá (9,1%), Paraguay (10,5%), Perú (7,5%) y Colombia (6 %). Este último destino se presenta como uno de los preferidos, por su estabilidad y seguridad. Por el acuerdo de Complementación Económica suscripto con el Mercosur, los productos argentinos tienen un trato preferencial, con quitas que van de entre el 50% y el 100% del arancel. Asimismo, según proyecciones, las importaciones colombianas se incrementarán un 27% en los próximos cuatro años.
“Hace 10 años que estamos trabajando con ese país. No dejó de crecer. Y las condiciones de responsabilidad de pago son ideales. Es casi más fácil vender en Colombia que en el mercado interno”, ilustra Roberto Gay, titular de la santafesina Yeruvá, que produce harina de sangre animal, entre otros subproductos que se utilizan en la industria farmaquímica así como alimenticia y de nutrición animal. La firma, que emplea a 87 personas y factura u$s 12 millones, exporta el 32% de su producción. Este año, ingresará a China. Pero la experiencia en Colombia es diametralmente opuesta a la que tuvo en Venezuela, país que, si bien sus perspectivas de crecimiento para las importaciones son altas, presenta algunas trabas del tipo burocrático (además de alta la inflación) que demoran los procesos. “Un pago que se tenía que hacer en 60 días nos demoró un año y tres meses”, observa Gay.
“Nuestros pilares son Brasil y México, donde competimos con productos de Israel y Japón. Lo bueno de vender en la región es que la idiosincrasia es parecida”, comenta Eric Natush, gerente Comercial de Aliaria, fabricante de seguridad electrónica con presencia en 12 mercados, que exporta el 60% de su producción, y que, en 2012, facturó u$s 1,5 millón. Con 20 empleados, tiene buena llegada al Mercosur, aunque desde hace seis años sumó México y Centroamérica, como República Dominicana, Guatemala, Nicaragua y Panamá. Este último país, sostiene Natush, “es el más sencillo, junto con Chile, para exportar e importar. No hay restricciones a las importaciones y tiene una posición estratégica. Tenemos clientes panameños que, a su vez, venden a islas como Jamaica”.

Presente y después
La crisis internacional, sumada a la suba de precios locales, propuso un giro en el juego. Pero, como reconfirman los especialistas, no se trata de un cierre a las posibilidades de crecimiento para las exportaciones argentinas sino de un necesario cambio de estrategia, en ciertos sectores, como resaltaba Noceti, de la mano de la incorporación de valor agregado así como con la exploración de otros mercados. “México no era para nosotros un mercado tradicional pero comenzamos a mandar más envíos; entre 2008 a 2012, las ventas a ese país se multiplicaron por 10”, dice Alejandro Rivello, asesor de Comercio Exterior de la Federación Argentina de la Industria de la Madera y Afines. Los despachos a la tierra azteca, en 2012, superaron los u$s 10 millones FOB, sobre un total de u$s 177 millones. El 16% fue a Brasil. Los principales rubros son los tableros de fibras de madera, madera cerrada (sector mayormente pyme), madera perfilada, tableros de partículas y viviendas prefabricadas. “En la región hay mercados que crecen, como Chile, Perú y Colombia”, agrega Rivello. También apunta a Panamá. El último año, compró mercadería por u$s 300.000. “Es interesante por su zona franca (Colón) y es la puerta a los Estados Unidos”, añade. Aunque Claveri alerta: “La contra de países como Panamá y Costa Rica es, justamente, su cercanía con México y Estados Unidos; además de que son mercados chicos”. Una vez más, el valor agregado puede marcar la diferencia.
http://www.cronista.com/pyme/Comercio-Exterior-Mejor-empezar-por-casa-20130321-0010.html

COMENTARIOS


Nombre:

Comentario:
Carácteres restantes: 200
captcha
Recibe los últimos articulos en nuestro boletín:



Nombre:
Teléfono:
E-Mail:
Mensaje:
Escribe los caracteres:
TIPO DE CAMBIO

Para operaciones de comercio exterior
$17.9308 M.N.
18-03-2016
NOTICIAS
En LTC queremos atender tus operaciones de IMP/EXP. Sabemos la importancia y cumplimiento de tu logística, contáctanos..
Copyright Mxico Importa y Exporta 2011. Sitio desarrollado por DirectorioVeracruz.com